Banco Central de Costa Rica

|/js/BCCR_menu.htm
|/js/Menu_Izquierda.htm
 

A veinte años del SINPE

 

San José, 17 de abril de 2017

 

Hoy se cumplen 20 años del inicio de operaciones del Sistema Nacional de Pagos Electrónicos (SINPE), con la puesta en marcha el 17 de abril de 1997 del servicio "Cámara de Compensación de Cheques", sobre su plataforma de negocios. 

 

En 1998 un nuevo concepto bancario en el país: el código de Cuenta Cliente,  con el cual se logró que todas las cuentas corrientes y de ahorro tuvieran un formato único de 17 dígitos para la movilización interbancaria de fondos.

 

Veinte años después de la puesta en funcionamiento de la Cuenta Cliente, el sistema financiero costarricense está migrando del estándar nacional al código denominado IBAN (International Bank Account Number): un estándar internacional que facilita la integración del Sistema Financiero Nacional con los sistemas de pagos transfronterizos y que nos coloca al nivel de los países europeos.

 

Luego de 20 años de operación, el SINPE liquida diariamente (horario bancario) la suma de ₡1,2 billones, equivalentes al 3,5% del PIB estimado para el 2017 (₡33,9 billones) y al 120,6% de la emisión monetaria (billetes y monedas) en circulación durante el primer trimestre del 2017 (₡0,9 billones).  Asimismo, mientras que en 2001 el SINPE liquidó 2,9 cheques per-cápita por un valor de ₡8,4 billones y 0,6 transferencias electrónicas per-cápita por un valor de ₡2,3 billones, en el 2016 se liquidaron 0,7 cheques per-cápita por un valor de ₡6,1 billones y 7,0 transferencias electrónicas per-cápita por un valor de ₡91,3 billones. 

 

Lo anterior significa que en el 2001 los cheques concentraron el 79% del valor los pagos interbancarios y las transferencias el restante 21%, mientras que en 2016 las transferencias pasaron a representar el 94% del valor de los pagos interbancarios y los cheques se redujeron al restante 6%, revelando el SINPE de esa forma una sustancial sustitución de medios de pago acorde con los objetivos del Banco Central relacionados con la promoción de la eficiencia y seguridad del sistema de pagos.

 

Servicios:

 

Cámara de Compensación de Cheques (1997): este servicio vino a aportar mayor eficiencia al cobro y la acreditación de los cheques depositados en las cuentas de fondos nacionales.   

 

Transferencia de Fondos Interbancaria (1999),permitió a la entidades financieras movilizar entre sí los fondos mantenidos en las cuenta de reserva abiertas en el Banco Central.

 

Transferencia de Fondos a Terceros (2000), permite a los clientes del Sistema Financiero Nacional movilizar fondos entre las cuentas corrientes o de ahorro, con independencia de la entidad financiera en la que se localice la cuenta del pagador y la cuenta del beneficiario, en ese entonces con acreditación de los fondos una hora después de haberse procesado la transacción. A partir del 2005 las transferencias de fondos a terceros se liquidan en tiempo real.

 

Créditos Directos (2001), para atender las necesidades de pagos masivos.  Este servicio posibilitó que empresas e instituciones realicen el pago de salarios, proveedores, cargas sociales y otros de naturaleza masiva, en las diferentes cuentas de fondos localizadas en cualquier entidad financiera nacional.

 

Débitos Directos (2001), con el cual las empresas  e instituciones pueden realizar transacciones interbancarias masivas para cobrar conceptos como luz, agua, teléfono, televisión, suscripciones, colegiaturas, membresías y seguros, desde cualquier cuenta corriente o  de ahorro abierta en una entidad financiera del país.

 

Custodias Auxiliares de Numerario CAN (2004), con el fin de mejorar la eficiencia de las tesorerías de las entidades financieras, mediante la disminución de los riesgos y costos asociados al manejo de billetes y monedas.

 

Mercado de Numerario MEN (2012), por medio del cual las entidades financieras pueden colocar en una pizarra electrónica sus ofertas o demandas de billete y monedas, para satisfacer entre sí sus necesidades de numerario en las diferentes zonas del país, con el consecuente ahorro de los costos que en ausencia de ese servicio estarían obligados a incurrir con la movilización del efectivo.            

         

Información y Liquidación de Impuestos (2001), hizo posible que todos los impuestos recaudados por las entidades financieras se trasladaran al día hábil siguiente de su cobro a la cuenta que mantiene el Gobierno con el Banco Central.

 

Con el Proyecto TICA, desarrollado por el Ministerio de Hacienda para cobrar automáticamente los impuestos aduanales, en junio del 2004 se incorpora al SINPE el servicio de Débito en Tiempo Real, con el cual es posible realizar un cobro automático sobre una cuenta de fondos localizada en cualquier entidad financiera, para liquidar en forma inmediata los impuestos aduanales en la cuenta de ese ministerio.

 

Adicionalmente, los servicios de cobro y pago masivos (crédito directo y débito directo) utilizados por el Ministerio de Hacienda para realizar el pago del 100% de las planillas y los pagos a proveedores del Gobierno Central, le permitieron a esa institución mejorar su flujo de caja y los controles dispuestos para sus operaciones de pago y cobro.

 

En apoyo a las funciones esenciales del Banco Central, sobre la plataforma del SINPE también se integraron varios mercados financieros mayoristas.

 

Mercado de Monedas Extranjeras MONEX (2006),desarrollado para facilitar a las entidades financieras la compra y venta de divisas por medio de una pizarra electrónica de negociación. 

Mercado Integrado de Liquidez MIL (2009), por medio del cual el Banco Central controla la liquidez del sistema financiero y las entidades financieras administran sus posiciones de liquidez de corto plazo. 

 

Central Directo (2006):una plataforma que inicialmente le ofreció a sus clientes (físicos y jurídicos) la facilidad de realizar inversiones electrónicas en el Banco Central por medio de internet, siendo que a partir del 2009 se incorporó a Central Directo el servicio MONEX, por medio del cual sus clientes pueden participar directamente en el mercado de divisas mayorista, realizando operaciones de compra y venta de dólares estadounidenses con los intermediarios cambiarios y con los consecuentes beneficios en términos del precio obtenido con sus negociaciones.

 

De conformidad con lo establecido por la Ley Reguladora del Mercado de Valores (Ley 7732), a partir de marzo del 2008 el Banco Central asumió el rol de depositario de valores públicos.  En virtud de esa nueva función, fueron desarrollados los servicios de Anotación en Cuenta sobre la plataforma del SINPE, con los cuales se articuló la infraestructura que administra en forma desmaterializada el registro y liquidación de la deuda pública bonificada, cumpliendo con el principio internacional de entrega contra pago. 

 

Al inicio con los servicios de Anotación en Cuenta se administraron únicamente las emisiones del Ministerio de Hacienda y Banco Central, posteriormente (2016) se empezaron a incorporar las emisiones del resto de emisores públicos. Estos servicios mantienen a la fecha un registro de deuda desmaterializada por un monto cercano a ₡12,0 billones (38% del PIB).

 

En atención al mandato legal del Banco Central relacionado con el mantenimiento de un sistema de pagos seguro, estable y eficiente, y con la promulgación de la Ley de Certificados, firmas digitales y documentos electrónicos (Ley 8454), la institución se constituye a partir del 2009 como Autoridad Certificadora para la emisión de certificados de Firma Digital para personas físicas y jurídicas, dando inicio a la emisión y entrega de Certificados Digitales a los clientes bancarios, en cumplimiento del objetivo de proveer seguridad al sistema nacional de pagos. A la fecha se han entregado más de 200 mil certificados de Firma Digital por medio de más de 40 Oficinas Emisoras distribuidas en todo el país, los cuales son usados en más de 100 sitios web institucionales.

 

Después de 20 años de esfuerzos del Sistema Financiero Nacional en el desarrollo de novedosos servicios de banca digital (banca en línea, banca de tarjetas, banca SMS, banca web móvil, banca app, banca IVR y cajeros inteligentes, entre otros)

 

Las estadísticas revelan que del valor total de los pagos que se realizan en el país, el 91% se liquida por medios electrónicos.  Sin embargo, en términos de cantidad las transacciones electrónicas representan solo el 18% (510 millones). Esto significa que un 82% de las transacciones (2.400 millones), que corresponden al 9% del valor de los pagos liquidados, aún se realizan en efectivo. 

 

Sinpe Móvil (2015)facilita la movilización de fondos entre cuentas asociadas a un número de teléfono celular.  A la fecha se tienen más de 325 mil clientes suscritos al servicio, con el beneficio de cada usuario de poder movilizar fondos en forma gratuita hasta un máximo diario de ₡100.000.

 

Por otra parte, las entidades financieras empezaron a trabajar en el 2016 con la apertura a sus clientes de Cuentas Simplificadas, las cuales pueden ser abiertas con solo presentar un documento de identificación personal valido: cédula de identidad para nacionales y DIMEX o pasaporte para extranjeros.  A la fecha se reportan más de 550.000 nuevas cuentas abiertas.

 

La estrategia se completa con la entrega a los clientes de una tarjeta de pago que incorpore un chip criptográfico (EMV) y la funcionalidad de pago sin contacto (contactless), la cual permite realizar un pago en el comercio con solo acercar la tarjeta a menos de 10 centímetros del terminal (POS). Al finalizar el presente mes, y gracias al esfuerzo y compromiso de las entidades financieras, el país contará con 3,0 millones de tarjetas emitidas con la tecnología de pago sin contacto, lo que representa más del 30% de las tarjetas que actualmente circulan en el mercado.

 

Imagen de Estructura
Banco Central de Costa Rica © 2016.